Desayuno, que quiere decir romper el ayuno

Generalmente, cuando despertamos sumamos entre ocho y diez horas sin injerir alimento alguno. Aunque durante el sueño nuestro organismo reduce considerablemente su consumo de energía, al ponernos en pie nuestras reservas se encuentran bajo mínimos y necesitamos recargar las baterías para afrontar un nuevo día. En FLORES DE ALCACHOFA nos tomamos muy en serio la primera comida del día y próximamente te proporcionaremos el combustible necesario de la manera más sana, sabrosa y completa posible. Carbohidratos, proteínas, vitaminas y fibra, sí, pero con personalidad y estilo.

Te ofreceremos tres tipos de zumos diferentes elaborados en nuestro restaurante a partir de frutas y verduras frescas, tostadas con pan de masa madre, croissants y bizcochos caseros para acompañar a nuestros cafés especiales tostados de manera artesanal servidos, si lo deseas, con leche fresca de la sierra de Madrid y siropes de producción propia. Si eres de los que te levantas con un apetito voraz, te ofrecemos dos tipos de tortilla de patata, una con cebolla caramelizada. Bocatines de ibérico, sandwiches de ventresca de atún o lo que se nos ocurra. Recuerda: para cumplir con las exigencias intelectuales y físicas de cada jornada, ¡desayuna!